In Felicidad, Meditación

 

 

Es la mejor época para empezar.

A pesar de las temperaturas extremas.

Vas descansada y duermes más.

Tienes otras responsabilidades, has dejado atrás el lío del trabajo.

En estos días tus decisiones serán más triviales: a qué playa ir o que museo visitar.

 

En resumen que tu mente está en modo Slow.

Por lo que tu cabeza estará menos llena de pensamientos negativos.

 

¿Cómo son tus horarios en verano?Meditar en verano

Si estás en modo vacaciones, me imagino que:

  • Te levantas tarde.
  • Remoloneas en la cama.
  • Haces largas sobre mesas.
  • Te das paseos sin rumbo para conocer lugares nuevos
  • Vas a clases de yoga más tarde

Y si te toca trabajar en verano, tampoco se está tan mal:

  • En la oficina disfrutas de jornada intensiva
  • Por las noches vas a las terrazas de tu barrio a charlar con amigos y tomarte una cerveza
  • Los fines de semana sales al campo o te vas a la playa
  • En la oficina el trabajo es como «más lento» porque más de la mitad de tus clientes están desconectados.
  • Lees más por las noches , al fresco

 

 

Por estos motivos te digo que lanzarte a meditar en verano es la mejor opción.

La meditación no es aburrida ni sacrificada.

Esto es lo primero que digo a mis alumnos y clientas.

Es un momento para estar contigo.

Sin que nadie te moleste.

Es tu refugio, tu lugar sagrado.

 

De manera más íntima esto es lo que te aporta meditar 10 minutos al día.

 

#1. Conocer tus emociones.

Cuando estás contigo a solas y solo respiras, tu mente te mandará mil mensajes para que le hagas caso a ella.

Y en estos mensajes aparecen sentimientos de rabia, de soledad  y incluso de miedo.

Solo son mensajes, pensamientos. No eres tú.

Al principio cuesta dejar ir los pensamientos negativos, pero con la práctica te aseguro que podrás darte cuenta y no hacerles caso.

 

Por este motivo meditar cuando disfrutas de  menos responsabilidades es mucho más efectivo.

 

#2. Cultivar la compasiónMeditar en verano compasión

Primero contigo.

Sin juzgarte.

De eso trata ser compasiva: basicamente de no juzgar.

Una frase que me digo a mi misma cuando la mente no me deja en paz es:

 

Respiro amablemente con amor hacia mí. Así es como lo puedo hacer hoy

 

#3. Tomar conciencia de todo tu potencial

Después de llevar unos días con la práctica será muy emocionante, ya lo verás :)

  • Estarás con menos pensamientos rondándote la cabeza.
  • Disfrutarás de «no hacer nada».
  • Tendrás una calma interior que no la consigues ni visitando el mejor de los Spas.

 

¿Cómo hacer si nunca has meditado?

Mi recomendación es que lo hagas con guía.

Con una persona a tu lado es lo ideal.

La opción de una guía en formato audio es muy bien también.

También puedes meditar coloreando mandalas.

 

 

Espero que te animes a meditar este verano.

Me encantaría que me contaras si ya lo has intentado o estás deseando empezar

 

Publicaciones recientes

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies